CO2: Usos y Aplicaciones

¿Qué es el CO2?

Imagen de una molecula de CO2 (Dioido de Carbono)

CO2 o mejor conocido como dioxido de carbono es un gas incoloro que esta compuesto por un átomo de carbono unido a dos átomos de oxígeno.

¿Dónde podemos encontrarlo?

Existe naturalmente en el ambiente, algunas de sus fuentes naturales son:

  • Volcanes
  • Aguas Termales
  • Géiseres
  • Al ser liberado por rocas carbonatadas al diluirse en aguas y ácidos

Ya que este gas ocurre de manera natural y es soluble en agua, tambien podemos encontrarlo en aguas subterraneas, ríos, lagos, campos de hielo, glaciares y mares.

¿Cuáles son sus usos?

Es un gas con muchos usos dentro de la industria, a continuación te listamos algunos de ellos:

  • Gas inerte. Al ser un elemento no reactivo bajo condiciones específica de presión y temperatura, que no conduce electricidad,  se utiliza como componente principal de extintores de incendios, tanto de uso domésticos, como los industriales y los que utilizan los bomberos.
  • Presurizador. El CO2, se utiliza como presurizador al ser empleado como sistema de propulsión, sobre todo en los mecanismos de las armas de aire comprimido, las cuales tienen un pequeño almacenamiento de gas, que se desprende al pulsar un dispositivo y al hacerlo se libera la  presión pasa a una válvula que se activa mediante un disparador, impulsando la bala de goma que sale disparada por la acción el gas comprimido.
  • Recuperador. En la industria petrolera, el  dióxido de carbono es muy apreciado, pues con su uso, se ha logrado aumentar la producción de petróleo de pozos activos y se ha recuperado un porcentaje bastante alto, de pozos  que se creía estaban desocupados y al inyectarles CO2, se estimuló la producción nuevamente, de manera más segura, es menos peligroso que usar gas natural, nitrógeno o gas de combustión.
  • Solvente. En la industria  química se utiliza el dióxido de carbono como materia prima y en forma líquida como solvente.
  • Efervescente. Las grandes transnacionales embotelladoras de sodas y refrescos, las cerveceras más afamadas y algunos famosos viñedos, tienen en el dióxido de carbono, un aliado que le ese toque característico a sus bebidas, al agregarle efervescencia a las mismas.
  • Refrigerante. El muy popular «hielo seco», sumamente apreciado  entre los grandes almacenadores de carnes, helados y productos que necesitan ser refrigerados a muy baja temperatura, no es otra cosa que  dióxido de carbono, en su forma sólida.
  • Abrasivo.  Aplicado en ráfagas a presión y en su estado sólido, es un fuerte abrasivo, que se usa por lo general, para realizar labores de limpieza a alta presión, en lugares de difícil acceso para cualquier otro método.

¡Siguenos en nuestra página de FACEBOOK!
¡Visita nuestro canal de YOUTUBE!

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *